TeChron GA

Tres distribuciones Linux para reanimar tu viejo PC

Aunque hay distribuciones Linux pensadas para funcionar en ordenadores nuevos con el mejor hardware, también las hay para computadoras más delicadas.

Es muy difícil exprimir al máximo todo lo que ofrece un smartphone o un ordenador. Normalmente adquirimos una computadora último modelo para ciertos usos en los que no necesitamos una tarjeta gráfica tan potente o tanta memoria RAM. Para esas tareas tan simples como escribir un documento, enviar un correo electrónico o navegar por Internet, un PC más modesto es suficiente. De ahí que nos baste con un viejo PC reacondicionado.

Así pues, en vez de tirar tu viejo PC, puedes aprovecharlo y darle una segunda vida para tareas no tan exigentes para la máquina. Y para acompañarlo, qué mejor que un sistema operativo pensado para funcionar en ordenadores modestos. En esto, Linux es muy adecuado.

Te proponemos tres distribuciones Linux jóvenes, que se actualizan cada poco tiempo, que son muy populares y que están enfocadas a computadoras antiguas donde hay que aprovechar cada byte de memoria y cada hertzio de procesador.

MX Linux

Nacida a partir de las comunidades de desarrolladores de dos Linux anteriores, antiX y MEPIS. En poco tiempo MX Linux ha logrado hacerse con el favor del público y ser la distribución Linux más popular según Distrowatch. Incluso por encima de veteranas como MintUbuntu o Debian.

¿Qué convierte a MX Linux en una distribución para resucitar un viejo PC? Primero, se basa en Debian, lo que garantiza su compatibilidad con la mayoría de software. Segundo, su entorno gráfico es XFCE, que combina la elegancia y funcionalidad con un mínimo consumo de recursos, ideal para equipos viejos. Por lo demás, tiene medidas de seguridad para cifrar las particiones, instalador UEFI para ordenadores modernos, un gestor de hardware muy fácil de usar y las aplicaciones más populares.

MX Linux cuenta con Firefox, VLC, Clementine, Thunderbird, LibreOffice… Además, puedes instalar cualquier nueva aplicación desde su gestor de paquetes. Más fácil imposible. Otro detalle a tener en cuenta es que tiene instalador para procesadores de 64 bits y otro para 32 bits. Si tu PC es previo a los 64 bits, el segundo instalador te será muy útil.

Peppermint

También en versión 32 bits y 64 bits, para equipos nuevos o antiguos, Peppermint es una distribución Linux que reúne lo mejor de Lubuntu, la versión de Ubuntu con escritorio LXDE. Este escritorio es elegante y funcional al tiempo que consume menos recursos gráficos y de memoria que otros escritorios como GNOME o KDE.

Sus propios creadores destacan su agilidad de funcionamiento, algo importante en un viejo PC con recursos limitados. A esto hay que añadir la apuesta por aplicaciones web en vez de aplicaciones de escritorio mediante la herramienta ICE, un gestor de archivos todoterreno como Nemo y un panel de control que cubre todas tus necesidades.

Peppermint cuenta también con su propio gestor de aplicaciones y paquetes para realizar cualquier tarea. Y si tienes cualquier duda, dispone de una amplia guía de uso y una comunidad muy amplia con foro oficial.

BunsenLabs

Si tienes entre 256 MB y 1 GB de RAM y 10 GB de espacio en disco, BunsenLabs te ofrece la posibilidad de instalar Linux en una versión muy ligera y basada en Debian. Con versión de 32 bits y 64 bits, puedes instalarlo desde CD, DVD o USB.

El escritorio elegido por BunsenLabs es Openbox, minimalista pero idóneo para rescatar un viejo PC del olvido y permitir que ejecute aplicaciones para todo tipo de tareas. Además, viene repleto de paquetes para ser compatible con todo tipo de hardware así como temas y fondos de escritorio para los más exigentes.

BunsenLabs logra un buen equilibrio entre un Linux de aspecto atractivo y que consuma lo menos posible de recursos. Perfecto para equipos nuevos y para otro más modestos.

Related Articles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *